😱BEBE ESTE JUGO DE NOCHE Y DESINTOXICA TU HIGADO – salud

😱BEBE ESTE JUGO DE NOCHE Y DESINTOXICA TU HIGADO

El hígado graso es una dolencia que proviene de una alimentación inadecuada y malos hábitos de vida, que produce menudo dolor abdominal difuso, fatiga crónica, sensación de pesadez después de comer, vómito o diarrea. También puede aparecer problemas genéticos, aunque las causas anteriores son las más habituales.

Si te han diagnosticado hígado graso no decaigas, simplemente con una buena dieta y ajustar ciertas cosas en tu rutina diaria volverás a sentirte en óptimas condiciones. En el marco de la alimentación, los jugos y los batidos puede ayudarte a depurar este órgano. Por esta razón, en RecetaGratis compartimos los mejores zumos para limpiar el hígado graso. Eso sí, no olvides consultar con tu médico cualquier cambio en la dieta y seguir el tratamiento que te estipule. Para mejorar esta condición es fundamental que no te saltes el tratamiento médico, por ello los 10 jugos para limpiar el hígado que mostramos a continuación deben ser un complemento.

Alimentos para preparar los jugos y aliviar el hígado graso

El primer paso para recuperar la salud hepática consiste en reconocer los alimentos más beneficios para el hígado y con los que podemos elaborar jugos para limpiar el hígado graso. Por ello, a continuación mostramos los alimentos para limpiar el hígado mas esenciales:

  • Chía: su gran contenido de grasas saludables mejoran el flujo sanguíneo y, al entrar en contacto con los líquidos de los alimentos, desarrolla un gel que envuelve las grasas, impidiendo que las absorba nuestro organismo (semejante a la lecitina). Otros alimentos con grasas sanas son el aguacate, el aceite de oliva, etc.
  • Nueces: los frutos secos en general son muy saludables para el hígado, sin embargo, las nueces destacan por encima de todos porque contienen muchas proteínas, las cuales facilitan la producción de nuevas células en el hígado y reparan las dañadas. Además, su cubierta las protege de toxinas.
  • Limón: el limón funciona tanto como tónico hepático como remedio digestivo. ¿Por qué sucede esto? Debido a su contenido de aceites esenciales (cítrico y málico), los cuales estimulan los órganos digestivos. Otras frutas semejantes que proporcionan grandes beneficios al hígado son la toronja, el pomelo y la naranja.
  • Papaya: esta fruta es una aliada del sistema digestivo, de toda la vida, tanto por sus enzimas (papaína y quimopapaína), como por su gran cantidad de fibra. Si hablamos particularmente de la salud del hígado, estas enzimas mejoran sus funciones y lo mantienen depurado.
  • Fresas y arándanos: son depurativos naturales muy eficaces y deliciosos. Su acción desintoxicante proviene de su gran porcentaje de fibra y vitamina C, los cuales ayudan a frenar la acumulación de grasa en el hígado, mientras lo desinflaman rápidamente. 
  • Manzana: contiene gran cantidad de antioxidantes y pectina. Por una parte, los antioxidantes neutralizan los radicales libres, por otra, la pectina (fibra soluble) ayuda al tránsito intestinal contribuyendo a la eliminación de toxinas a través de las heces, suavizando la carga de trabajo del hígado.
  • Espinacas: las espinacas contienen clorofila, la cual se encarga de absorber y desechar las toxinas y grasas del hígado. Otros vegetales de hoja verde que también alivian el hígado graso son las acelgas, las alcachofas, las lechugas (como la escarola), etc. Y verduras de tallo como el cardo o apio, germinado, etc., también son beneficiosas.
  • Alcachofas: contienen silimarina, un poderosos antioxidante que contribuye en la depuración hepática y la regeneración de sus células, al igual que el cardo mariano.


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *